11 de abril de 2011

Hay tantas lunas

Hay tantas lunas empañadas
en lo atroz de tu verde,
tantos besos cascabel y
tantas despedidas desierto
que cuando dices adiós,
en tu boca las mariposas
son tango y sólo
quiero ver como cimbrean
tus pestañas para
encontrar el gatillo
de lágrimas, para sacarte
esa mirada sierra
que muerde latidos y
para que me digas que no
pero el mundo parezca
aún perfecto...
entonces pienso en la belleza
de la muerte, en lo
crudo de que me quieras y
en qué me prohibirías
de ti.

1 comentario: