24 de abril de 2011

caras de andén

Todas esas caras de andén
callan la misma canción,
llevan tristezas en
la maleta y muchos viernes
en los pies.
Esas caras de andén
hechas de horas anónimas,
de secretos que tropiezan
de hastío, encarcelan sus
ojos en el techo y
cuentan los días con
el silencio de una bombilla
Caras de andén calderilla,
y la cicatriz del
para nunca del tarde y
el auricular que asesina la
canción que todos
se callan, late tan profundo
en el mar que todas
esas caras de andén
la olvidan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario