1 de enero de 2011

1 de enero, ¿nuevo qué?

Me aburro de taquicardia y náusea rotunda.
Me aburro y devaneo como el loco
que habla a escondidas entre paredes,
pero con los pies en los anillos de Saturno.
Me aburro sin prestancia y me aburro,
siendo un aburrimiento sublime lo que me sume,
lo que me arrastra con vehemencia y me torna macilento.
Me aburre hasta colmar tanto anhelo feliz,
tanto azúcar donde sólo veo acíbar;
me aburre cubrir lágrimas con calles de colores
en un país que duerme a oscuras y aterrado,
y el derroche de fe en Enero (¿está de rebajas?).
Me aburren los ojos de doble moral
cuando todos somos humanos no iguales.
"Buenas fiestas y feliz año,
(pero en Marzo no me des la espalda)"

No hay comentarios:

Publicar un comentario