22 de noviembre de 2010

Noctámbulo

1
Aprendí a caminar
en la caligrafía de sus ojos.

2
El "todo al rojo"
que vive en los ímpetus y las paredes
es otro sinónimo del actual "carpe diem" futil.

No entiendo nada.

3
Copias narcisistas
y maniquíes barrocos
entre el gentío.

4
Los espejos toman forma de amigo,
según quién se mire en ellos.

5
Yo sólo estaría viviendo
en los confines de sus labios,
hasta perder las estrellas de vista
y olvidar el hedor de ser otro más o otro menos.

6
(Escribo por la inercia
del impulso de verla)

7
Aunque la crápula noche
amotine en la distancia los deseos,
aunque divague sin disfraz,
ni sin tres matices de sonrisa
para combinarlas con mi ropa;
me siento afortunado...

8
O es muy tarde, o el tiempo se ha desordenado.

Tendré que recoger los pedazos
de mi vida
y abandonarme al correr vertiginoso,
a morir en la liza del corazón


9
Yo sueño en blanco y negro.
Ella en dibujos policromados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario